Un 50% de los vascos estaría a favor de la independencia según las circunstancias, mientras solo el 36% la rechaza

Un 23 % de los vascos dice estar a favor de la independencia de Euskadi, lo que supone cuatro puntos más que en marzo pasado, al tiempo que baja...
lpuig9993263-with-afp-story-elisa-santafe-spain-basqu160311133523-1457699886210

Un 23 % de los vascos dice estar a favor de la independencia de Euskadi, lo que supone cuatro puntos más que en marzo pasado, al tiempo que baja al 36 % los que se oponen a esa vía. Otro 27 % dice que estaría o no de acuerdo en que Euskadi se separe del Estado en función de las circunstancias y el 14 % restante no contesta.

GASTEIZ. Estos datos del Sociómetro vasco dados conocer hoy revelan los cambios que se han registrado desde la última encuesta difundida en marzo, que se llevó a cabo a finales de enero y principios de febrero, cuando el 19 % defendía la independencia y el 38 % se mostraba en contra.

En este nuevo sociómetro elaborado cuatro meses después, entre el 23 de mayo y el 2 de junio, se pone en evidencia que sube al 23 % el porcentaje de vascos favorables a la independencia y baja al 36 % los que se oponen.

En el sondeo difundido en marzo se registró el mayor porcentaje de detractores de la independencia desde 1998 y a la vez bajó al 19 % el ratio de partidarios de la secesión, lo que suponía una caída de 11 puntos en 2 años, tendencia que se ha suavizado ahora levemente.

El Sociómetro también desvela que la valoración de los partidos y de los líderes políticos se mantiene estable y que los vascos confían sobre todo en el Gobierno vasco (74 %), en los ayuntamientos (73 %), en el Parlamento de Vitoria (69 %), en las diputaciones (64 %) y en las ONG (63 %), con mejoras en todos ellos respecto a 2014.

Por último figuran los sindicatos y los tribunales de justicia, ambos con sólo un 32 % de confianza.

La encuesta también pone de manifiesto que mejora la percepción de la situación económica, aunque sin alcanzar los valores previos a la crisis, ya que en 2008 sólo el 20 % veía con optimismo el panorama económico y ahora asciende al 42 %, similar a la media de la Unión Europea (40 % de percepción positiva) y muy por encima de la media estatal (9 %).

Sin embargo, sólo el 7 % de los vascos ve bien la situación económica del Estado.

Por contra, los vascos están muy divididos sobre la situación política vasca: un 47 % cree que es mala o muy mala y un 43 % la califica de buena o muy buena. Respecto a la política española, los vascos dan la opinión más negativa desde 2003, ya que un 90 % cree que es mala o muy mala.

Para los ciudadanos de Euskadi los principales problemas son los relacionados con el mercado laboral (80 %), seguidos de los económicos (21 %), la situación política (13 %) y la cobertura de los servicios públicos y las ayudas sociales (12 %). Sólo el 7 % habla de la corrupción y el fraude, mientras que en España lo hace el 45 %.

Preguntados por su percepción del futuro en Euskadi, el 67 % se muestra optimista aunque percibe que el impacto de la crisis no ha finalizado y ve dificultades para la infancia y la juventud, ya que tendrán menos oportunidades para conseguir vivienda (48 %), para encontrar trabajo (42 %) y para elegir una profesión (41 %).

Llama la atención que casi la mitad de los vascos (49 %) opina que lo peor de la crisis está por llegar.

Los principales retos de futuro para Euskadi serían el desempleo (lo menciona un 64 %), el envejecimiento de la población (34 %), las desigualdades sociales (26 %) y la falta de crecimiento económico (22 %).

Los encuestados consideran por otra parte que los valores fundamentales de los vascos es que son trabajadores (95 %), democráticos (78 %) y tolerantes (75 %) y que la sociedad en Euskadi es igualitaria (57 %) pero individualista (53 %).

Secciones
CENTRAL_1Euskadi

Relacionado con