Los pensionistas vizcaínos califican de “migajas” los atrasos pendientes

Jubilados y pensionistas vizcaínos, que han cumplido hoy seis meses de concentraciones semanales ante el Ayuntamiento de Bilbao en demanda de pensiones públicas “dignas”, han calificado de “migajas” los...
Pensionistas bilbao

Jubilados y pensionistas vizcaínos, que han cumplido hoy seis meses de concentraciones semanales ante el Ayuntamiento de Bilbao en demanda de pensiones públicas “dignas”, han calificado de “migajas” los atrasos que cobrarán el próximo día 27 por la subida prevista para este año.

El Gobierno anunció la semana pasada que el próximo 27 de julio pagará a los pensionistas los atrasos por la subida fijada en los Presupuestos Generales del Estado de 2018, que es del 1,6 % general y del 3 % para las mínimas y no contributivas.

“Es una minipaga, son migajas, un parche, pan para hoy y hambre para mañana”, ha afirmado en declaraciones a los medios la representante del movimiento de pensionistas de Bizkaia Andrea Uña, quien ha significado que los atrasos corresponden a la subida desde enero, cuando los pensionistas llevan “perdiendo poder adquisitivo desde el año 2012”.

Después de que los alaveses y guipuzcoanos hayan decidido interrumpir las protestas hasta el próximo mes de septiembre -no obstante, en San Sebastián ha tenido lugar hoy otro acto-, unos 500 jubilados y pensionistas vizcaínos han vuelto a concentrarse este mediodía, un lunes más, ante el Ayuntamiento de Bilbao.

Aunque ha sido la cifra más baja desde que comenzaron las protestas a mediados del pasado mes de enero, y pese a que la afluencia a las concentraciones ha ido mermando según avanza el verano, los portavoces de los jubilados han manifestado su voluntad de mantener las movilizaciones mientras se mantenga una participación significativa.

El próximo miércoles se volverán a reunir para decidir si mantienen las protestas durante todo el verano, aunque ya tienen convocada una “gran manifestación” para el próximo 20 de agosto, durante las fiestas de Bilbao.

“Seguiremos aquí hasta que vosotros digáis”, han trasmitido a los concentrados los portavoces de los pensionistas vizcaínos.

Andrea Uña ha señalado que hoy se han cumplido seis meses de concentraciones, ya que “la gran marea de este movimiento” comenzó el 15 de enero, como reacción a una carta de la entonces ministra de Empleo, Fátima Báñez, en las que comunicaba a los pensionistas, “por quinto año”, una subida del 0,25 por ciento.

“Como llevábamos desde el año 2012 con las pensiones congeladas y desde el año 2013 con una subida del 0,25, seguíamos perdiendo poder adquisitivo y ningún partido político ni sindicato en estos años ha tomado esto en condiciones para decir ‘basta’, salimos en tropel y con indignación todos los jubilados”, ha recordado la portavoz de los pensionistas vizcaínos.

Ha reiterado que los jubilados reclaman “dignas y públicas”, de al menos 1.080 euros al mes, así como que se elimine el factor de sostenibilidad, entre otras reivindicaciones.

Ha dicho que la subida de las pensiones es para los años 2018 y 2019, pero que en 2020 “volvería el 0,25” si los jubilados no siguen “en la lucha”.

Andrea Uña ha reiterado que los jubilados quieren que las pensiones “se blinden con los Presupuestos Generales del Estado”, para que “el dinero de las pensiones no se vuelva a tocar” por parte de ningún partido, “sea del color que sea”. “Porque había dinero, pero se ha utilizado para otras cosas”, ha agregado la representante de los pensionistas.

Aunque la semana pasada decidieron suspender sus asambleas semanales hasta el fin del verano, en San Sebastián los pensionistas han trasladado al Boulevard, debido a la lluvia, la concentración que habitualmente celebran en los jardines de Alderdi Eder, frente al Ayuntamiento de la ciudad.

Los participantes, cuyo número ha sido notablemente inferior al de otras ocasiones, se han refugiado en el quiosco de esta céntrica vía peatonal donostiarra, donde han confeccionado los carteles y pancartas que utilizarán en la manifestación que tienen previsto celebrar el próximo día 23 y que discurrirá por el Paseo de la Concha hasta el Palacio de Miramar.

En este lugar, donde se celebran los Cursos de Verano de San Sebastián, tienen previsto hacer visibles sus reivindicaciones, con motivo de la celebración de un ciclo titulado: “La sostenibilidad actual del sistema de pensiones”.

Secciones
#OrainBizkaia#OrainEkonomia#OrainPortadaBizkaia#OrainSociedadBizkaia

Relacionado con