La nueva Intermodal de Bilbao comenzará a funcionar en 18 meses

El Ayuntamiento de Bilbao ha iniciado la construcción de la estación intermodal de transporte de Garellano, que estará lista en un plazo de 18 meses, en la que confluirán...
Foto: Jon Spinaro
Foto: Jon Spinaro

El Ayuntamiento de Bilbao ha iniciado la construcción de la estación intermodal de transporte de Garellano, que estará lista en un plazo de 18 meses, en la que confluirán el tranvía, los trenes de cercanías, Bizkaibus, Bilbobus, Metro Bilbao, taxis y autobuses.

En la primera fase de la obra se realizarán una serie de cambios en el entorno para garantizar la movilidad de las personas y del tráfico rodado, así como la buena evacuación de las tierras procedentes de la excavación de la estación, con el fin de garantizar la mínima afección, según ha señalado hoy el concejal de Obras, Ricardo Barkala.

Con el comienzo de las obras desaparecerán dos de los carriles de circulación de la calle Pérez Galdós, si bien se garantizará el tránsito en los otros dos carriles.

El Ayuntamiento debe sacar un total de 300.000 metros cúbicos de tierra para la construcción de la estación, lo que provocará un importante movimiento de camiones que deberán transportar las tierras a los vertederos correspondientes homologados por el Gobierno Vasco.

Con el objetivo de minimizar la afección al tráfico del entorno, durante la primera fase los camiones tomarán la calle Luis Briñas, desde donde saldrán de Bilbao directamente.

En previsión de que pueda suceder cualquier incidente y para garantizar que los camiones no colapsen el tráfico, se realizará una adecuación en la calle Sabino Arana con el fin de hacer posible el giro de camiones en el caso de que fuera necesario en casos excepcionales.

En esos casos, los camiones avanzarían por Perez Galdós hasta Sabino Arana, desde donde saldrían de Bilbao.

También está prevista la remodelación de las aceras de la calle Luis Briñas, una de las cuales quedará inhabilitada como consecuencia de las obras, y la otra se adaptará para garantizar el mejor flujo de personas, para lo que se eliminarán todos los elementos presentes en la zona (árboles, terrazas, elementos urbanos) que puedan suponer un obstáculo al tránsito de peatones.

Todas estas afecciones durarán aproximadamente 3 meses, y tras este periodo el Ayuntamiento ha previsto que los camiones puedan salir y entrar por la calle Gurtubay, el punto por el que después, una vez concluidas las obras de la estación, circularán los autobuses.

Los servicios que se prestaban en la antigua Termibus se ofrecen actualmente en una estación provisional ubicada en una parcela contigua.

La estación intermodal soterrada permitirá eliminar los autobuses de la superficie y de la calle Luis Briñas, que pasará a tener solo tráfico local.

Además, permitirá liberar 7.500 metros cuadrados que se destinarán a una plaza, además de los 62.000 metros cuadrados que se están recuperando mediante la actuación en el barrio de Basurto, desde Sabino Arana hasta Rekalde, a los que se sumará la urbanización del soterramiento de Feve hasta Irala.

Secciones
#OrainBilbao#OrainInfraestructuras#OrainPortadaBizkaia

Relacionado con